Impresoras etiquetas térmicas arriba



¿Qué son? ¿Para qué sirven?

Las etiquetadoras o impresoras de etiquetas son máquinas que pueden imprimir etiquetas con código de barras, de envío e informativas. Se tratan de unos periféricos para realizar este tipo de trabajo, conectándolas en un PC mediante un puerto de comunicación como USB, Serie, Paralelo o trabajando incluso de forma independiente.

Con las impresoras de etiquetas podemos imprimir etiquetas adhesivas, creando previamente su diseño; por lo tanto, el contenido de las etiquetas puede variar e incluir distintos elementos como textos, logotipos, signos, imágenes y códigos de barras de cualquier tipo. Además estas etiquetas, una vez impresas por la etiquetadora, se pueden utilizar en una amplia variedad de productos, entre los cuales ropa, vino, alimentos, etc.

La resolución de cada impresora de etiqueta está relacionada con la cantidad de puntos de impresión disponibles en el cabezal: cuanto más puntos por pulgada tenga, más compactos están colocados. Esto nos permite imprimir en la etiqueta textos de tamaño inferior, más legibles y nítidos.

Hoy en día existe una gran variedad resoluciones a la hora de elegir la impresora: de 203, 300, 400 y 600 ppp, todo dependiendo de la calidad de impresión que le haga falta para su etiqueta.

Materiales de las etiquetas

Los materiales de las etiquetas pueden ser múltiples, adaptándose a las circunstancias  que requiera el etiquetado. Entre estos materiales, tenemos papeles térmicos o con acabados blanco mate, couche o incluso de un color de fondo.

También es posible imprimir materiales plásticos como poliester, blanco o plata, polipropilenos, blancos o transparentes.

Estos tipos de materiales pueden imprimirse a través de transferencia térmica, utilizando un film de transferencia denominado Ribbon.

Además ofrecemos etiquetas neutras (sin ninguna impresión), etiquetas pre-impresas o de materiales plásticos con mayor resistencia.

Call Now Button